Bienvenidos

Divaldo Franco

Vida y obra de Divaldo P. Franco

Divaldo Franco es un hombre realmente extraordinario, un verdadero apóstol del espiritismo. Se han escrito casi 30 libros sobre su vida y su obra, en los que es reconocido como el médium y orador espírita más importante de la actualidad.

Nació el 5 de mayo de 1927 en la ciudad de Feira de Santana, en Bahía, Brasil.


El mÉdium orador

En su condición de médium orador, Divaldo Franco es el mayor expositor espírita de todos los tiempos. Comenzó esta tarea en 1947. En 1962 salió por primera vez del Brasil para dictar tres conferencias en la ciudad de Buenos Aires, y desde entonces ha llevado el espiritismo al mundo entero. Ya son 13.000 las conferencias, cursos y seminarios que ha dictado, en unas 1000 ciudades de 64 países, y el "sembrador de estrellas" sigue sembrando.
Para que nos hagamos una idea de la distancia recorrida por Divaldo en sus viajes, podemos decir que ya ha dado la vuelta al mundo 58 veces, lo que equivale, en términos astronómicos, a 7 viajes a la Luna (unos 2.700.000 kms.)
Si nos limitamos exclusivamente al ámbito académico, Divaldo ha divulgado la luz del espiritismo en casi 50 universidades (Yale, La Sorbona, Lyon, Ginebra, Berlín, Viena), y ya dictó 5 conferencias en la ONU (Organización de las Naciones Unidas),

A lo largo de su labor, Divaldo estimuló la fundación de más de cien centros espíritas en todo el mundo. Setenta de ellos llevan el nombre de su guía espiritual, la venerable Juana de Angelis, treinta y siete de esos centros funcionan en el Brasil, y el resto en otros diez países.


El mÉdium escribiente

En su condición de médium escribiente o psicógrafo, desde un domingo de carnaval del año 1949 hasta hoy, Divaldo ha escrito y publicado unos 240 libros, que reúnen el pensamiento espírita de 220 autores espirituales, liderados por la mentora y guía espiritual de Divaldo: la luminosa y venerable Juana de Angelis. Cien de estos libros ya fueron traducidos a 17 idiomas. Lleva vendidos unos 8.000.000 de ejemplares. Divaldo nos sorprende con la versatilidad de su facultad mediúmnica, por la gran variedad de géneros literarios y de temas que sus libros abordan. Quien ha tenido la oportunidad de estudiar los libros psicografiados por Divaldo, sabe que el 100 % de su contenido es el complemento, el desarrollo, la apliación y la ejemplificación de los principios espíritas contenidos en las obras del maestro Allan Kardec.


El filÁntropo

A pesar de todo este trabajo extraordinario, Divaldo Franco siempre supo que predicar la fe espírita, aún en las dimensiones con que él lo hace, no alcanza. Seguramente no pasó por alto este renglón de "El Evangelio según el Espiritismo": "Predicad con el ejemplo de vuestras obras, para demostrar a los hombres el mérito de vuestra fe" (Cap. XIX, § 11.) Fiel a este imperativo, el 7 de septiembre de 1947, Divaldo fundó, en la ciudad de Salvador, en el estado de Bahía (Brasil), el Centro Espírita "Camino de Redención", y el 15 de agosto creó la "Mansión del Camino", una obra de asistencia social y educacional sin precedentes en el movimiento espírita. Los primeros años, mediante el régimen de "hogares sustitutos", Divaldo adoptó legalmente a unos 600 niños huérfanos, a quienes brindó un hogar, con todo lo que implica la palabra "hogar": una familia, alimento, abrigo, educación integral, y por sobre todas las cosas: amor, hasta integrarlos a la sociedad, algunos de ellos con títulos universitarios, y todos ellos como hombres y mujeres de bien. Con los años, esta obra se transformó en un gigantesco complejo educacional que atiende diariamente a 3500 niños y jóvenes indigentes del barrio Pau da Lima, donde funciona la Mansión. Se trata de unas 40 edificaciones, sobre un predio de 83.000 m2, donde funcionan guarderías, jardines de infantes, escuelas primarias, cursos y talleres de capacitación profesional, panadería, zapatería, carpintería, lavandería, imprenta, consultorio médico y odontológico, laboratorio de análisis clínicos, estudio de grabación, centro de deportes, biblioteca, museo, etc.

Por todo su trabajo, que hemos intentado resumir aquí, Divaldo ha recibido más de 600 homenajes, condecoraciones y reconocimientos en todo el mundo, por parte de instituciones culturales, religiosas, políticas y gubernamentales, incluidos 2 títulos universitarios de Doctor Honoris Causa en Humanidades. Siempre ha recibido esos honores en nombre del espiritismo.

" ¡Qué divina caridad es ayudar a una pobre criatura abandonada, evitar que padezca hambre y frío, y orientar su alma para que no se pierda en el vicio! Quien tiende la mano a un niño desamparado es grato a Dios, porque comprende y practica su ley." (El Evangelio según el Espiritismo, Cap. XIII, § 18.)

Conozca más sobre la vida y la obra de Divaldo Franco ingresando a: www.mansaodocaminho.com.br